Descubre cuál es la parte más tierna de la ternera

¿Cuál es la parte más tierna de la ternera?

La ternera es una carne muy apreciada en la gastronomía debido a su sabor y textura. Sin embargo, no todas las partes de la ternera son igual de tiernas. Existen ciertas zonas del animal que son más suaves y jugosas, ideales para preparar platos deliciosos. A continuación, te mostraremos cuál es la parte más tierna de la ternera y cómo puedes aprovecharla al máximo en tus recetas.

El solomillo, la joya de la corona

El solomillo es, sin duda, la parte más tierna de la ternera. Se encuentra en la zona lumbar del animal y es una carne muy magra y suave. Su textura es tan tierna que se deshace en la boca, lo que lo convierte en la elección perfecta para disfrutar de un filete jugoso y lleno de sabor.

Además de su ternura, el solomillo de ternera también destaca por su versatilidad en la cocina. Puede ser cocinado de diferentes formas, ya sea a la parrilla, al horno, a la plancha o incluso en preparaciones más elaboradas como el Wellington. Sin importar la técnica que elijas, el solomillo siempre será una opción acertada para deleitar a tus comensales.

Otras partes tiernas de la ternera

Si bien el solomillo es la parte más tierna de la ternera, existen otras zonas del animal que también son muy suaves y jugosas. Algunas de ellas son:

Lomo bajo

El lomo bajo es una parte de la ternera ubicada justo debajo del solomillo. Aunque no es tan tierno como el solomillo, sigue siendo una opción excelente para preparar filetes jugosos y sabrosos. Si buscas una alternativa más económica al solomillo, el lomo bajo puede ser una excelente opción.

Chuletón

El chuletón es un corte de ternera muy apreciado por los amantes de la carne. Se obtiene de la parte alta de la costilla y cuenta con un buen marmoleo de grasa, lo que le aporta sabor y jugosidad. Aunque no es tan tierno como el solomillo, su sabor intenso y su textura jugosa lo convierten en una elección popular en asados y parrilladas.

Entrecot

El entrecot es otro corte de ternera muy sabroso y tierno. Se extrae de la parte superior de las costillas y cuenta con una buena cantidad de grasa intramuscular, lo que le aporta un sabor intenso. Es ideal para cocinar a la parrilla o a la plancha, ya que su textura tierna se potencia con estas técnicas de cocción.

¿Qué parte de la ternera es más cara?

Cuando hablamos de la parte más cara de la ternera, sin duda nos referimos al solomillo. Debido a su gran demanda y su escasez en comparación con otras partes del animal, el solomillo suele ser el corte más costoso en el mercado.

Su ternura y versatilidad en la cocina hacen que el solomillo sea muy valorado por los chefs y amantes de la buena carne. Sin embargo, si estás buscando una opción más económica, puedes optar por otras partes de la ternera como el lomo bajo, que ofrece una buena relación calidad-precio.

¿Qué tipo de carne es más tierna?

La ternura de la carne no solo está determinada por la parte del animal de la que proviene, sino también por otros factores como la edad del animal y la forma de cocinarla. Sin embargo, en general, la carne de ternera tiende a ser más tierna que la carne de vacuno adulto.

Esto se debe a que la ternera es sacrificada a una edad temprana, lo que hace que sus fibras musculares sean más suaves y menos desarrolladas. Además, la ternera también cuenta con una menor cantidad de colágeno, una proteína que le da firmeza a la carne pero que puede hacerla más dura.

En cuanto a las partes más tiernas de la ternera, como mencionamos anteriormente, el solomillo se lleva el primer puesto.

Sin embargo, existen otros cortes de ternera que también son muy tiernos y jugosos, como el lomo bajo, el chuletón y el entrecot.

¿Cuál es la parte de la ternera más barata?

Si estás buscando una opción más económica para tus preparaciones, la parte de la ternera más barata suele ser la falda. La falda es una carne muy sabrosa y jugosa, pero también es más fibrosa y requiere una cocción lenta para ablandar sus fibras.

Aunque la falda no es tan tierna como otras partes de la ternera, su sabor y textura la convierten en una opción muy popular en guisos y estofados. Además, al ser una parte menos demandada, su precio suele ser más accesible.

Partes de la ternera

La ternera se compone de diferentes partes, cada una con características y usos específicos en la cocina. A continuación, te presentamos algunas de las partes más comunes de la ternera:

Solomillo

Como mencionamos anteriormente, el solomillo es la parte más tierna y valorada de la ternera. Se encuentra en la zona lumbar del animal y es ideal para filetes jugosos y tiernos.

Lomo bajo

El lomo bajo se encuentra justo debajo del solomillo y ofrece una buena relación calidad-precio. Es una opción excelente para preparar filetes jugosos y sabrosos.

Chuletón

El chuletón es un corte muy apreciado por su sabor intenso y jugosidad. Se obtiene de la parte alta de la costilla y es ideal para asados y parrilladas.

Entrecot

El entrecot se extrae de la parte superior de las costillas y cuenta con una buena cantidad de grasa intramuscular. Es muy sabroso y tierno, ideal para cocinar a la parrilla o a la plancha.

Falda

La falda es una carne sabrosa pero menos tierna que otras partes de la ternera. Se utiliza principalmente en guisos y estofados debido a su sabor y textura.

Rabo de toro

El rabo de toro es una parte muy apreciada en la cocina española. Se utiliza principalmente en guisos y estofados debido a su sabor intenso y su textura gelatinosa.

Preguntas frecuentes

¿Cómo puedo asegurarme de que la carne de ternera esté tierna?

Para asegurarte de que la carne de ternera esté tierna, es importante elegir cortes de calidad y cocinarlos correctamente. Los cortes más tiernos, como el solomillo, requieren una cocción rápida a altas temperaturas para sellar los jugos y mantener su suavidad. Otros cortes menos tiernos, como la falda, requieren una cocción lenta y prolongada para ablandar sus fibras.

¿Cuánto tiempo de cocción necesita el solomillo de ternera?

El tiempo de cocción del solomillo de ternera varía según el grosor de la pieza y el punto de cocción deseado. En general, se recomienda cocinar el solomillo a fuego alto durante 2-3 minutos por cada lado para obtener un filete jugoso y rosado en el centro. Si prefieres una cocción más hecha, puedes aumentar el tiempo de cocción a 4-5 minutos por cada lado.

¿Cuál es la diferencia entre la carne de ternera y la carne de vacuno?

La principal diferencia entre la carne de ternera y la carne de vacuno radica en la edad del animal. La ternera se refiere a la carne de bovino joven, sacrificado entre los 6 y 12 meses de edad. Por otro lado, la carne de vacuno se obtiene de animales adultos y puede tener una textura más dura y un sabor más intenso. La carne de ternera tiende a ser más tierna y suave debido a la edad del animal.