Recetas de cardo cocinado para disfrutar en casa

¿Cómo se preparan los cardos para comer?

Antes de comenzar a cocinar el cardo, es importante prepararlo adecuadamente para asegurarse de que esté limpio y listo para usar. Sigue estos pasos para preparar los cardos:

Limpieza del cardo

Comienza por cortar las hojas y los tallos más duros del cardo. Luego, pela los tallos con un pelador de verduras para eliminar cualquier fibra dura. Una vez pelado, corta los tallos en trozos de tamaño similar.

Remojo del cardo

El cardo puede tener un sabor amargo si no se remoja adecuadamente. Para evitar esto, coloca los trozos de cardo en un recipiente con agua fría y añade un poco de jugo de limón. Deja que el cardo se remoje durante al menos 30 minutos antes de cocinarlo.

Cocción del cardo

Después de remojar el cardo, es hora de cocinarlo. Puedes hervirlo en agua con sal durante unos 20-30 minutos, o hasta que esté tierno. También puedes cocinar el cardo al vapor durante aproximadamente 15-20 minutos. Una vez cocido, el cardo estará listo para ser utilizado en diferentes recetas.

¿Qué propiedades tienen los cardos?

Los cardos son una verdura muy saludable y nutritiva. Están llenos de vitaminas y minerales esenciales para el cuerpo. Algunas de las propiedades más destacadas de los cardos son:

Alto contenido en fibra

Los cardos son una excelente fuente de fibra, lo que los convierte en un alimento ideal para mejorar la digestión y prevenir el estreñimiento. La fibra también ayuda a mantenernos saciados por más tiempo, lo que puede ser beneficioso para controlar el peso.

Rico en antioxidantes

Los cardos contienen antioxidantes que ayudan a proteger nuestras células del daño causado por los radicales libres. Estos antioxidantes también pueden ayudar a reducir el riesgo de enfermedades crónicas, como enfermedades cardíacas y cáncer.

Propiedades diuréticas

El cardo tiene propiedades diuréticas, lo que significa que puede ayudar a eliminar el exceso de líquidos y toxinas del cuerpo. Esto puede ser beneficioso para personas que retienen líquidos o tienen problemas renales.

Beneficios para el sistema inmunológico

Los cardos son ricos en vitamina C, que es esencial para fortalecer el sistema inmunológico y prevenir enfermedades. También contienen vitamina K, que es importante para la coagulación de la sangre y la salud ósea.

¿Por qué amargan los cardos?

Uno de los problemas más comunes al cocinar cardos es su sabor amargo. Esto se debe a la presencia de compuestos naturales llamados lactonas sesquiterpénicas, que pueden dar un sabor amargo a las verduras de la familia de las alcachofas, como los cardos.

Para reducir el sabor amargo de los cardos, es importante remojarlos adecuadamente antes de cocinarlos, como se mencionó anteriormente. También puedes añadir un poco de azúcar o miel al agua de cocción para equilibrar el sabor amargo.

¿Cómo se come el cardo de cerda?

El cardo de cerda es una variedad específica de cardo que se caracteriza por sus hojas espinosas y tallos tiernos. Para disfrutar del cardo de cerda, sigue estos pasos:

Limpieza del cardo de cerda

Al igual que con el cardo común, es importante limpiar adecuadamente el cardo de cerda antes de cocinarlo. Retira las hojas espinosas y corta los tallos en trozos más pequeños.

Remojo del cardo de cerda

Remoja los trozos de cardo de cerda en agua fría con limón durante al menos 30 minutos para eliminar el posible sabor amargo.

Cocción del cardo de cerda

Cocina el cardo de cerda de la misma manera que el cardo común, ya sea hirviéndolo en agua con sal o al vapor.

Una vez cocido, estará listo para ser utilizado en recetas deliciosas.

Recetas con cardo de bote

El cardo de bote es una opción conveniente cuando no se tiene acceso a cardos frescos. Puedes encontrarlo enlatado en la mayoría de los supermercados. Aquí te presentamos algunas recetas deliciosas con cardo de bote:

Cardo en salsa de almendras

Ingredientes:

  • 1 lata de cardo de bote
  • 100 g de almendras
  • 1 diente de ajo
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta al gusto

Preparación:

  1. En una sartén, tuesta las almendras hasta que estén doradas. Luego, tritúralas en un procesador de alimentos junto con el ajo.
  2. En otra sartén, calienta un poco de aceite de oliva y añade la salsa de almendras. Cocina durante unos minutos.
  3. Agrega el cardo de bote a la sartén y cocina a fuego lento hasta que esté caliente.
  4. Sazona con sal y pimienta al gusto y sirve caliente.

Crema de cardo con jamón

Ingredientes:

  • 1 lata de cardo de bote
  • 100 g de jamón
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • Caldo de verduras
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta al gusto

Preparación:

  1. En una olla, calienta un poco de aceite de oliva y añade la cebolla y el ajo picados. Cocina hasta que estén dorados.
  2. Añade el jamón picado y cocina durante unos minutos más.
  3. Agrega el cardo de bote y suficiente caldo de verduras para cubrir los ingredientes. Cocina a fuego lento durante 15-20 minutos.
  4. Una vez cocido, tritura la mezcla hasta obtener una crema suave. Añade más caldo si es necesario.
  5. Sazona con sal y pimienta al gusto y sirve caliente.

Preguntas frecuentes sobre los cardos cocinados

¿Se pueden congelar los cardos cocinados?

Sí, puedes congelar los cardos cocinados. Sin embargo, es importante tener en cuenta que la textura puede cambiar después de descongelarlos, por lo que es posible que no sean tan crujientes como cuando están frescos.

¿Cuánto tiempo se pueden guardar los cardos cocinados en el refrigerador?

Los cardos cocinados se pueden guardar en el refrigerador durante aproximadamente 3-4 días. Asegúrate de almacenarlos en un recipiente hermético para mantener su frescura.

¿Cuál es la mejor época del año para encontrar cardos frescos?

Los cardos frescos suelen estar disponibles durante los meses de invierno, desde noviembre hasta marzo. Esta es la época en la que están en temporada y es más fácil encontrarlos en los mercados.

¿Se pueden utilizar los tallos de los cardos en otras recetas?

Sí, los tallos de los cardos también se pueden utilizar en otras recetas. Puedes agregarlos a guisos, sopas o incluso hacer un puré con ellos. Los tallos de los cardos son igual de nutritivos y sabrosos que las hojas.

¿Los cardos tienen alguna contraindicación o efecto secundario?

En general, los cardos son seguros para consumir y no suelen tener efectos secundarios. Sin embargo, algunas personas pueden experimentar gases o malestar estomacal después de comer cardos. Si tienes alguna condición médica o estás tomando medicamentos, es mejor consultar a tu médico antes de incluir los cardos en tu dieta.